jueves, 5 de abril de 2018

Actividad del libro con las conjunciones

DE LLANTOS A RISAS

Érase una vez una familia que estaba almorzando. El niño le dijo al padre:
-Papá, no quiero más macarrones.
-No hijo, te lo tienes que comer todo.
-¿No me puedo comer solamente la mitad?
-No, tienes que comerte todo el plato.
-Pero, es que es mucho.
-Ni que fuera tanta cantidad-dijo la hermana.
-¡¿Y tú por qué te metes?!-le contestó el hermano enfadado.
-Pero, ¿por qué te pones así?-le dijo la hermana tranquilamente-Aunque te lo tengas que comer todo, no tienes porque pagarla conmigo.
Y la hermana seguía tranquila porque no quería pelea. En cambio el hermano le empezó a poner cara de asesino, y entonces en ese momento, todos comenzaron a reír por la cara rara que ponía el hermano cuando se enfadaba.

La comida, ese día, empezó muy desastrosa, pero acabó llena de risas.

FIN

MARTA GONZÁLEZ DEL PORTILLO

1 comentario: